Un compresor de tornillo comprime aire mediante dos rotores en espiral giratorios, generando un flujo constante.

 

Se utiliza en aplicaciones industriales para suministrar aire comprimido a herramientas y procesos.

¿Cuándo Realizar Mantenimientos?

PARA COMPRESORES NUEVOS

  1. Mantenimiento Menor al Comprar:

    • Realiza un mantenimiento menor inmediatamente después de 3 meses o 2000 horas de uso al adquirir un compresor de tornillo. Esto asegura que el equipo empiece su operación en las mejores condiciones.
  2. Mantenimiento Mayor después de 6 Meses:

    • Tras haber transcurrido 6 meses  o 4000 horas de operación, realiza un mantenimiento mayor para abordar posibles ajustes y asegurar un rendimiento continuo y eficiente.
  3. Ciclo de Mantenimiento:

    • Repite el ciclo de mantenimiento mayor y menor cada tres meses durante el primer año de operación.

PARA COMPRESORES USADOS

  1. Determinación del Mantenimiento:

    • Evalúa el tiempo transcurrido desde el último mantenimiento para decidir si es necesario un mantenimiento mayor o menor.
  2. Mantenimiento Menor si ha Pasado Menos de 3 Meses:

    • Si han pasado menos de tres meses desde el último mantenimiento, realiza un mantenimiento menor.
  3. Mantenimiento Mayor si ha Pasado más de 3 Meses:

    • Si ha pasado más de tres meses desde el último mantenimiento, se recomienda realizar un mantenimiento mayor para abordar posibles problemas acumulados.
  4. Ciclo de Mantenimiento Continuo:

    • Después del primer mantenimiento, establece un ciclo de mantenimiento continuo basado en la frecuencia de uso y las recomendaciones del fabricante.

MANTENIMIENTO A COMPRESOR DE TORNILLO

1-MANTENIMIENTO MENOR A COMPRESOR DE TORNILLO

  1. Cambio de Filtro de Aire:

    • Localice el filtro de aire del compresor de tornillo.
    • Apague el compresor antes de proceder.
    • Retire el filtro antiguo y reemplácelo con uno nuevo compatible.
    • Verifique y asegúrese de que el nuevo filtro esté instalado correctamente.
  2. Cambio de Filtro de Aceite:

    • Apague el compresor y permita que se enfríe.
    • Drene el aceite antiguo del compresor.
    • Reemplace el filtro de aceite con uno nuevo y de calidad.
    • Rellene el compresor con el nivel de aceite recomendado.
  3. Alineado y Tensado de Bandas:

    • Inspeccione visualmente las bandas del compresor.
    • Ajuste la tensión según las especificaciones del fabricante.
    • Asegúrese de que las bandas estén alineadas correctamente.
  4. Rellenado de Aceite:

    • Utilice el aceite recomendado por el fabricante.
    • Rellene el nivel de aceite según las indicaciones del manual.
  5. Chequeo de Parámetros (Si es Digital):

    • Acceda al panel de control digital del compresor.
    • Verifique los parámetros, incluyendo presión y temperatura.
    • Corrija cualquier desviación de los valores recomendados.
  6. Reprogramación de Compresor (Si es Digital):

    • Si es necesario, realice ajustes en la programación del compresor.
    • Siga las indicaciones del manual para realizar cambios de configuración.
  7. Sopleteado y Limpieza de Radiador:

    • Utilice un soplete de aire comprimido para limpiar el radiador.
    • Elimine cualquier acumulación de polvo o suciedad que pueda afectar la refrigeración.
  8. Limpieza General y Purga de Tanque:

    • Realice una limpieza general del compresor, eliminando polvo y residuos.
    • Purgue el tanque para eliminar posibles acumulaciones de agua y sedimentos.
  9. Limpieza del Sistema Eléctrico del Compresor:

    • Apague el compresor y desconéctelo.
    • Limpie los componentes eléctricos con cuidado para evitar daños.
    • Verifique la integridad de los cables y conexione

2-MANTENIMIENTO MAYOR A COMPRESOR DE TORNILLO

  1. Cambio de Separador de Aceite:

    • Apague el compresor y permita que se enfríe.
    • Localice el separador de aceite y desmóntelo.
    • Reemplace el separador de aceite con uno nuevo y de calidad.
  2. Cambio Total de Aceite:

    • Drene completamente el aceite antiguo del compresor.
    • Limpie el cárter y otras áreas para eliminar residuos.
    • Rellene el compresor con la cantidad adecuada de aceite nuevo y de alta calidad.
  3. Alineado y Tensado (Si cuenta con bandas):

    • Inspeccione las bandas para detectar desgastes o daños.
    • Ajuste la tensión y alinee las bandas según las especificaciones del fabricante.
  4. Chequeo de Parámetros (Si es Digital):

    • Realice una revisión detallada de todos los parámetros digitales.
    • Verifique presiones, temperaturas y cualquier otro parámetro relevante.
    • Corrija cualquier desviación de los valores recomendados.
  5. Reprogramación de Compresor (Si es Digital):

    • Revise y ajuste la programación del compresor según las necesidades actuales.
    • Asegúrese de seguir las indicaciones del fabricante para la reprogramación.
  6. Sopleteado y Limpieza de Radiador:

    • Utilice un soplete de aire comprimido para limpiar a fondo el radiador.
    • Elimine cualquier obstrucción que pueda afectar la eficiencia de la refrigeración.
  7. Limpieza General y Purga de Tanque:

    • Realice una limpieza minuciosa de todas las partes del compresor.
    • Purgue el tanque para eliminar cualquier acumulación de agua y sedimentos.
  8. Limpieza del Sistema Eléctrico del Compresor:

    • Desconecte el compresor de la corriente antes de proceder.
    • Inspeccione y limpie cuidadosamente todos los componentes eléctricos.
    • Verifique la integridad de los cables y conexiones.

poliza de mantenimiento

En situaciones donde tu compresor experimente un fallo, nos comprometemos a proporcionarte una solución inmediata y eficaz.

 

En el caso de que determinemos que el tiempo de reparación es extenso, te ofrecemos el respaldo de nuestro servicio de préstamo de compresores. En un plazo máximo de 24 horas, tendrás a disposición un compresor funcional en tu empresa, con una capacidad igual o incluso superior. Esta medida garantiza la continuidad de tus operaciones, minimizando cualquier interrupción y respaldando tu producción de manera efectiva.

 

En Fermon estamos comprometidos con tu tranquilidad y la eficiencia de tus procesos industriales.

importancia de un mantenimiento general

El mantenimiento regular de compresores de tornillo, ya sea menor  o mayor, es clave para su rendimiento y durabilidad.

 

El mantenimiento menor aborda aspectos preventivos, mientras que el mayor incluye acciones más profundas para prevenir fallos catastróficos y conservar la eficiencia energética.

 

Ambos son esenciales para garantizar operaciones confiables y eficientes en diversas aplicaciones industriales.

Solicitar Cotización

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad